COMPARTIR
noticias
14 DE JULIO DE 2015
Nuestros clientes, nuestra felicidad
Quien iba a pensar que desde el año 2009 esta planificación de regeneración de nuestro restaurante y la planificación realizada podrían haber salido tan exactos como estamos viendo hoy.

Quien iba a pensar, que desde el año 2009, que empezó esta planificación de regeneración de nuestro restaurante y la planificación realizada para los tiempos que parecían asomarse por la ventana del futuro inmediato, podrían haber salido tan exactos como los que estamos viendo hoy como resultado de toda esta meditación.

Aquel restaurante que partía de casi 30 años de antigüedad ya entonces, y  hasta ese momento su acometido era el de dar servicio al polígono industrial, a sus empresas, a sus trabajadores y al tumultuoso ir y venir de camiones, camioneros y mercancías que se movían en los tiempos florecientes que hemos vivido en estos años recientes,  con tan solo 110m2 de superficie.  Era un hervidero diario, siempre lleno de afecto, cordialidad y familiaridad con nuestros clientes y se ha convertido hoy en 750m2 de establecimiento que como su superficie, también ha agrandado su experiencia, su acometido y su alma.

Hoy estamos más cerca de Sabadell y de sus alrededores y nuestro nuevo cometido, es, no dar servicio al polígono y a su actividad diaria, sino también dar servicio a las familias, amigos y sobre todo a nuestros niños.

Desde entonces, tres han sido las ampliaciones que hemos realizado y tres los apoyos y empujes que nuestros clientes nos han dado con su aceptación y aprobación, que han demostrado siempre, manteniendo la afluencia y el alma de esta casa siempre con ganas de servir.

También llevan estos tiempos imprimidos el cambio generacional de la familia, que seguimos los usos y costumbres del Yayo y que tan buenos resultados ha dado.

Quien iba a pensar que nuestros clientes nos pudieran dar tanta felicidad.

COMPARTIR
© Casa Fuster 2015. Nota Legal Cookies
info@casafuster.net
Diseño Ochionet
Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra la política de cookies, aquí. Si continuas navegando estás aceptándola